jueves, 12 de noviembre de 2015

Tortuga azul

Hace unos años, unos 20 nada menos, le regalaron a mi hermana una tortuga de agua. Petronila, familiarmente "la Petro", se quedó con nosotros hasta que se casó mi hermana y se la llevó a su nueva casa. Al nacer las niñas fue un juguete más al que cuidaban con cariño, incluso viajo a la nueva ciudad donde viven ahora. Recuerdo que en una de las visitas que les hice me la traje de regreso ¡¡¡en el autobús!!!, casi cuatro horas de viaje pero lo aguantó como una campeona. Finalmente la adoptó un compañero mío de trabajo que tenía un precioso jardín donde pudo vivir libremente y muy bien cuidada.
La Petro era muy "parrandera" cuando menos lo esperábamos saltaba de su pecera y se dedicaba a explorar la casa, aunque casi siempre terminaba detrás del sofá muy acurrucadita en la pared, pero el susto nos lo daba. Hace algunos meses me decidí ha hacer una Petro pero en azul, mi hermana ya me la ha pedido pero le he dicho que ésta es para mí porque las otras dos anteriores ya tienen otro dueño, una de las nuevas dueñas es una de sus hijas, es decir, mi sobrina pequeña, así que ésta de momento es para mí.
Tachannnnn, os presento a la nueva Petronila


¿Qué os parece? 
 

28 comentarios:

  1. Está claro que cuando tenemos o hemos tenido una mascota, nos encariñamos tanto con ellas que la inmortalizamos de alguna manera. Y a nosotras no nos cuesta nada. Muy bonita Petronila.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, siempre la tenemos en nuestro pensamiento y les contamos historias de la Petro a mis sobrinas porque eran muy pequeñas cuando la trasladamos a su actual residencia. Gracias por la visita. Besicos

      Eliminar
  2. Muy guapa la nueva Petronila!! Me encanta.
    Que gracia la historia de la Petro original. Cuando mi hijo era pequeño también teníamos dos tortuguitas en casa y nos pasaba igual, se escapaban de la pecera y te las encontrabas escondidas en el último rincón de la casa.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que es algo habitual los paseos por las casas de estos pequeños animalitos y poco originales a la hora de esconderse para que no los encontremos jejejeje.
      Besicos Puri.

      Eliminar
  3. nosotros tambien tuvimos un galapago muchos años y al final se perdio , con un disgusto impresionante para todos, esta es un buen recuerdo de vuestra mascota, muy bonita y me alegro que te la quedes para eso lo haces, bessssssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa es la idea que se quede en casa pero ya sabes que las hermanas pequeñas casi siempre se salen con la suya jejeje. Gracias por tu visita besicos

      Eliminar
  4. Me parece muy avispada y coqueta, a punto de salir a pasear en cuanto te despistes.
    Ponte manos a la obra y confecciona una para tu hermana, no la dejes con las ganas de tener a su nueva Petronila jeje.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendré que estar alerta porque como se escape no sé si podre encontrarla jajajaja. Y como muy bien dices, seguramente tendré que hacer otra para mi hermana.
      Gracias por tu visita y por el comentario
      Besicos

      Eliminar
  5. Qué bonita la Petro!! A mi hija hace unos años le dió por coleccionar tortugas y teníamos en casa "la intemerata"... Ahora están guardadas en una caja. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Madre mía, una treintena que chulada, pero no quiero ni pensar si llegan a ser de verdad y se les ocurre a todas salir de la pecera a la vez, toda tu familia buscándolas por toda la casa jajajaja.
      Gracias por tu visita besicos

      Eliminar
  6. Me encanta la tortuguita, yo tengo una de parecida y una docena de verdaderas,ji,ji, Me regalaron una pareja y ahora cada año tengo crias, las mías son de tierra. Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Madreeee una pareja y crían todos los años, ya nos las presentarás algún día, tiene que ser muy bonito verlas nacer. ¿Cómo se llaman?
      Besicos

      Eliminar
  7. Se te ha quedado preciosa y además tiene un aspecto de blandita y calentita... :)
    Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy blandita no es pero calentita y coqueta si.
      Besicos

      Eliminar
  8. Hermosa Petronila! En casa tengo una tortuga y la llamamos Atilio está en su pecera en la cocina :)
    http://soldenochedecocrochet.blogspot.com.ar/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Atilio, un nombre precioso para una tortuga, seguro que también sale de paseo por la cocina de vez en cuando jejejeje.
      Gracias por la visita besicos

      Eliminar
  9. Que bonita historia y preciosa tu tortuga!!
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Amanda, me alegra que te guste la historia de Petronila.
      Nos vemos besicos

      Eliminar
  10. Bonita historia la de La Petro, seguro que tendras que hacer mas....para contentar a la familia.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente tendré que hacer otra igual o darle ésta a mi hermana, es mi sino jejeje
      Besicos

      Eliminar
  11. Pues te ha quedado bien bonita, es una historia muy bonita, yo tengo una que me dura 10 años, y le tenemos mucho cariño.
    Bssss Paqui

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Madre mía pues con 10 años ya será muy grandota y efectivamente se les coge mucho cariño. Besicos

      Eliminar
  12. Qué graciosa que es!!!Nosotras tuvimos una tortuga, de las grandecitas, que se llamaba Berti. Y le dábamos de comer galletas príncipe y chicharrones...
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por lo que veo Berti era una golosa y la mimabais mucho, la nuestra comía pienso para tortugas pero también la cuidábamos mucho. Besicos

      Eliminar
  13. Una historia preciosa !!! Y la tortuga divina
    yo tortuga no tengo con vida , pero de
    peluches upfff unas cuantas de mi hijos

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mejor que no tengas más que de peluche porque luego las de verdad crecen y se escapan de las peceras jejejeje.
      Besicos

      Eliminar